[noticias] Guns N’ Roses actuarán en Sevilla en mayo

La mítica banda de hard rock volverá a nuestro país, y en este caso hará parada únicamente en la capital andaluza.

Hace unos días comenzó una nueva etapa de la gira de los Guns N’ Roses, Not in This Lifetime… Tour. Después de un retorno inesperado en 2016, y un éxito sin precedentes del que hemos hablado varias veces en Goetia Media, parece que Axl Rose, Slash y Duff McKagan no están dispuestos a parar motores.

La décimo segunda etapa de la gira, que estará centrada en Estados Unidos y América Latina, tendrá lugar entre el 31 de enero y el 11 de abril, y pasará por ciudades como Miami, Ciudad de México, San José, Quito, Lima, Santiago de Chile, Buenos Aires, São Paulo, Bogotá, Ciudad de Guatemala o Punta Cana.

En lo que respecta a la décimo tercera etapa, centrada en Europa entre el 20 de mayo y el 27 de junio, uno de los destinos será Sevilla, concretamente el 23 de mayo; y, curiosamente, esta será la única ciudad española que visitarán los Guns N’ Roses en la décimo tercera etapa de su gira. El resto de ciudades que componen la etapa son Lisboa, Munich, Londres, Hamburgo, Sölvesborg, Viena, Berna, Varsovia, Praga, Landgraaf, Glasgow y Dublín.

En principio, solo está anunciada una etapa más, la décimo cuarta, que estará centrada en Norteamérica y tendrá lugar entre el 4 de julio y el 26 de agosto.

Una vez más, los Guns han comenzado su gira con un extenso catálogo de éxitos y pocas sorpresas musicales. Bien es cierto que el espectáculo parece haber cambiado ligeramente, y el arsenal de luces, fuegos artificiales y vídeo será más impactante que nunca.

En cualquier caso, los fanáticos del grupo, que están llegando a pagar precios desorbitados por las entradas, seguro que quieren seguir escuchando hits como “Welcome to the Jungle”, “Patience”, “November Rain”, “Paradise City”, “You Could Be Mine”, “Knockin’ on Heaven’s Door”, “Nightrain”, “Civil War”, “It’s So Easy” o “Sweet Child O’Mine”… y los Guns no van a dejar de tocarlos mientras la máquina registradora siga echando humo. Y es que parece que esta gira no tiene fin, pese a que los Guns N’ Roses (especialmente la voz de Axl Rose) no son lo que eran.

Quizás la nostalgia, o la genialidad que encierran algunas de sus canciones, sea combustible suficiente para que esta gira se alargue algún que otro año más, llenando estadios y posibilitando que sigamos viendo a tres leyendas vivas sobre el escenario.

Aunque McKagan es también bien conocido por todos, Axl Rose y Slash se han convertido en fenómenos mediáticos altamente mercantilizados. Durante los veintitrés años que han estado separados, y abiertamente enfadados, ambos se han dedicado a la música, pero también han hecho otras muchas cosas. Y es que casi un cuarto de siglo da para mucho. Os ponemos algunos ejemplos: Axl encarnó a Tommy “The Nightmare” Smith en el clásico videojuego Grand Theft Auto (GTA): San Andreas; y Slash, por su parte, dedicó mucho tiempo a todo tipo de hobbies, entre los que se encuentra el pinball o el póker. De hecho, vimos aparecer a Slash en algunos más relevantes del mundo, como el North American Poker Tour (NAPT) de PokerStars.

En cualquier caso, y aunque los Guns N’ Roses no son lo que eran, la banda suena ciertamente sólida sobre el escenario, llegando a interpretar más de veinte canciones en prácticamente todos los conciertos (ha llegado a tocar una treintena en algún caso) de una forma muy digna, especialmente en el caso de Slash, que sigue deslumbrando con esta particular forma de tocar la guitarra, y de McKagan, con una presencia y una voz admirables para su edad.

La inevitable pregunta que surge entonces es, ¿merece la pena? La respuesta, si consigues comprar entradas a un precio asequible, probablemente sea un rotundo sí. Sin embargo, esto no parece fácil a priori. Si tienes que pagar una cantidad desorbitada para ver el espectáculo desde lejos, entre una gran multitud y con un Axl que recuerda poco a la increíble voz del joven que fue hace un cuarto de siglo… tendrás que pensártelo.

Fotos: Pexels