[review] Bon Vivant – Un Juego De Ti

Por Nekrokosmos

Charly López – Voz, Coros, Violines
Borja Bueno – Batería, Coros
Javier Balmoral – Guitarras, Coros
Ángel Maga – Bajo

El Son De Sus Alas
Calíope
Felicidad
Soy
La Penúltima
Darlo Todo
Sueña Bonito
Volver A Creer
Un Poco De Ti
Si Somos Dos
Aún Estás Cerca
Ahora Que No Estás

Lo primero que he pensado al escuchar el disco autoeditado de Bon Vivant es que sería el sueño húmedo de cualquier directivo del sello Frontiers Records. Y es que tiene todos los elementos (y en su justa medida) para ser el disco de cabecera de cualquier seguidor del hard rock ochentero que coquetea con el AOR. Aquí y en otras partes le dicen rock melódico, pero desde aquí no podemos mas que llamar a las cosas por su nombre: buena música.

¿Qué tiene de novedoso? Nada que no se haya hecho ya unas cien veces (inclusive una docena de ellas en España) pero está tan perfectamente calculado y ejecutado que bien podría tratarse del lanzamiento del año en el género. Saben unir gancho comercial (en el buen sentido de la palabra) con una gran maestría en la ejecución. Han sabido distribuir correctamente el minutaje en sus 12 canciones. Han logrado que esas letras en español no logren espantar al sector heavy que podría catalogarlas de “moñas”. Han conseguido colaboraciones muy valederas (y nada forzadas) que logran sacar un brillo especial a composiciones ya de por si muy rimbombantes.

Es muy simple: si te atraen discos que ganan mas con cada escucha, si eres de los que gustan cantar todas las letras y hacer air guitar con un detallado trabajo de guitarras, y si te gustan las bandas variopintas a las cuales no les importa usar violines o coros de niños en sus canciones si esto ayuda a crear la atmósfera que desean, este “Un Juego de Ti” es el disco que andabas buscando. Puede que la banda se haya formado en 2013, pero canciones como “Un Poco de Ti” o “Calíope” denotan una sabiduría que solo varias horas de estudio e interminables noches encima de las tablas pueden otorgar. Para fans de Jeff Scott Soto, Danger Danger o Jaded Heart. Chapó por ellos.