[review] Ghost – Meliora

Por Mariano Bacigaluppi

01. Spirit
02. From The Pinnacle To The Pit
03. Cirice
04. Spöksonat
05. He Is
06. Mummy Dust
07. Majesty
08. Devil Church
09. Absolution
10. Deus In Absentia

Spinefarm Records

Con el correr de los discos, y de los años en su corta historia, GHOST se ha convertido en una verdadera banda de culto que día a día suma seguidores allí donde va, aunque también detractores también hay que decirlo. Obviamente todo esto a base de esfuerzo y de interminables giras llevando sus “ceremonias” a cada rincón del planeta.

Llevo cerca de diez días escuchando el tercer disco de la banda, Meliora, nombre más que justo ya que me parece el mejor disco de la banda en su totalidad. Al completo han pulido el sonido de su opera prima “Opus Eponymous” combinándolo con las exquisitas melodías de “Infestissumam”. Resultado de alto vuelo, delicado, cuantioso, sonoramente suculento y serio candidato a disco del año 2015.

Esta tercera “misa” se abre con la misteriosa Spirit. En su comienzo un enigmático teclado, de la mano de un coro, comenzará a colarse en nuestros sentidos junto a un tenebroso theremin que inmediatamente nos harán volar hasta esas películas de terror de fines de los setenta. Cambio abrupto hacia un furioso riff, que nos recordará al primer disco de la banda, y headbanging asegurado en los conciertos. Esta canción nos mostrará un poco la senda que tomará el disco al completo que es una grandísima presencia y peso de los teclados y orquestaciones en general. Seguidamente aparecerá en nuestros oídos From The Pinnacle To The Pit, ya conocida por ser unos de los cortes previamente lanzados por el Papa Emeritus y sus Ghouls. Es de los temas más furiosos y contundentes, donde el bajo se hace sentir por encima de los demás instrumentos con una tajante línea, pero todo cambiará en el estribillo donde nuevamente aparecerán delicadas armonías bien arropadas por los teclados. Puede ser una grandísimo juego de interacción banda-público en sus venideros conciertos.

Cirice, además de ser el primero de los singles de este larga duración, la banda nos ha regalado un misterioso, oscuro y setentero video donde, personalmente, lo veo un homenaje al Carrie de Stephen King. Musicalmente también nos recordará a la perfecta mezcla de sus dos primeros discos, los riffs agitados del primero y la congruencia del segundo, pero con una mayor inversión melódica que notaremos notablemente en el estribillo, que es grandioso, sencillo a la vez que punzante. Spöksonat, algo así como la Sonata Fantasma en sueco, no es nada más de un ascético interludio, de menos de un minuto de duración, que servirá de presentación para He Is. Ésta es una exquisita balada, a medio ritmo, donde las guitarras acústicas, el piano y las orquestaciones serán los actores principales junto a la casi susurrante voz del Papa Emeritus III. Otra grandísima muestra de ese giro ultra-melódico que la banda parece haber decidido tomar para este CD. Todos mis sentidos, infinitamente agradecidos…

Con Mummy Dust volverá la contundencia y los sonidos más heavys y furiosos. Tranquilamente esta canción podría haber aparecido en su opera prima, pero al llegar el ecuador de la canción nos tomará totalmente por sorpresa el solo de teclado, absolutamente progresivo recordándome a Symphony X. El último minuto de la canción es realmente emocionante donde los coros se apoderarán de todo el universo sonoro. ¡Bravo!. Majesty suena estupendamente setentera, pegadiza y que seguramente volará más de un cerebro en los shows de la banda. El Hammond irá haciéndose un hueco, poco a poco, y un nuevo y melodioso solo de guitarra nos visitará. Devil’s Church es otro intermezzo que preparará el terreno para la aparición de Absolution. Se le puede considerar como la perfecta síntesis de todo el disco y de la banda en general. Riff afilados, voz casi susurrante del Papa y un estribillo estremecedor y melódico. El solo de teclado realmente nos producirá emoción y exaltación.

Deus In Absentia será la elegida para despedir el ritual. Un agónico tictac de un reloj es el encargado de darnos la bienvenida. Me parece una de las mejores canciones que encontraremos en el disco. La presencia del coro realmente es espectacular y engrandece la atmósfera y ahí, en el frente de todo, el Papa Emeritus III envuelto en toda su santificada gloria infernal, predica al pópulo.

En conclusión, estamos ante un discazo inconmensurable. Es otra dimensión, una progresión de los dos anteriores, oscuro, setentero, ultra melódico, progresivo…

En Noviembre la banda tocará por primera vez en España con una gira propia y además con los misteriosos DEAD SOUL de teloneros…. ¿Seríais osados de faltar a la cita?