[review] Leo Jiménez – La Factoría del Contraste

Por Lucas Capeluto

Soy Libertad
Hambre
Con Razón o Sin Razón
D.E.P.
Caballo Viejo (Electric Version)
Ojos Así (versión de Shakira)
El Dilema
Un Día Más
Quién Le Pregunta a Él
Que Me Digas Ven (con Merche)
Keroseno
Ascensión
Neon Knights (versión de Black Sabbath)
Tierra de Nadie (versión de Barón Rojo)
Getsemaní (Jesucristo Superstar)
Es Por Ti (demo)

Leo Jiménez – Voz
Edu Fernández – Bajo
Antonio Pino – Guitarra
Carlos Expósito – Batería
Rufo J Cantero – Guitarra

Tras el éxito que supuso el lanzamiento de “20 Años Tras El Apocalipsis” , por fin tenemos el nuevo trabajo de Leo Jiménez casi 3 años después de su anterior disco “Animal Solitario”.

Así, La Factoría Del Contraste es un conjunto amplio de canciones (hasta 16 si contamos los bonus tracks) en donde podemos encontrar todo el amalgama de estilos en los que Leo sabe defenderse más alguna sorpresa… El disco se abre con “Soy Libertad”, un tema muy cañero,en donde la batería de Carlos Expósito marca los tempos del tema y Leo le acompaña vocalmente en un tono que bien podría encajar en Stravaganzza, ya que es un tema heavy pero tiene ese punto épico de esa banda.

“Hambre” y “D.E.P”  son dos canciones de distinto tono pero que tienen algo en la parte instrumental que convence, la primera muy moderna, con un solo estupendo de Antonio Pino mientras que la segunda es un homenaje a Dimebag Darrell (ex-guitarrista de Pantera, lamentablemente fallecido y figura básica del metal de los 90’s), muy en el rollo de Pantera y Trivium con la ayuda de Mero de Cuernos de Chivo en cási toda la canción.

Y si algo define el disco es la palabra: “Contraste” y eso se pone de manifiesto en los 2 cortes siguientes; “Caballo Viejo” es un tema que ya se incluyó en uno de los discos que acompañaba al dvd “20 Años Tras El Apocalípsis” pero ya con la banda entera acompañando a Leo en uno de los temas más bonitos y personales del disco…Y simultáneamente uno de los más suaves y es un corte de rock americano incluso A..O.R , que bien podría significar lo que fue “Always” de Bon Jovi o “I Remember You” de Skid Row en su momento, no por proximidad vocal pero si en intención de crear un tema de rock bonito ( eestacar el monstruoso solo de Rufo Cantero que embellece aún más la canción si cabe) .

Y llegamos a uno de los puntos más calientes del disco, y es que cualquiera que conozca la carrera de Jimenéz sabrá de la afición por hacer versiones de temas ajenos al rock o al metal (Ahí están Hijo De La Luna, Eloise en Stravaganzza o Que Tendrás de Bisbal en su anterior disco); Pues en este disco va aún más lejos y es que “Ojos Así” es un tema de Shakira, hit de su disco “Donde Están Los Ladrones” (El mejor disco de la colombiana de toda su carrera), y el resultado es impresionante ya que la voz de Leo encaja perfectamente con la percusión y el rollo arabesco de la canción. Por supuesto que traerá polémica pero de momento el resultado es más que notable.

Para que no haya problemas la caña vuelve con “El Dilema”, un tema cercano al metalcore de bandas como Trivium, los In Flames más actuales o Killswitch Engage, pero con ese punto clásico de Leo en las voces y los guturales de Mero haciendo del tema algo especial.

Y vuelve el debate con otro dueto cuanto menos curioso… Y es que “Que Me Digas Ven” es un tema de rock , un medio tiempo a dos voces en donde Leo se hace acompañar nada más y nada menos que de Merche, la bella gaditana ícono del pop hecho en España de los últimos 10 años, y visto el resultado se justifica su presencia en el disco ya que la chica lo borda, tiene un vozarrón y un punto andaluz muy especial, y creo que encaja con la voz de Leo. Aunque te sorprenda la elección puedes acabar satisfecho con el resultado. Mención nuevamente a Antonio Pino y su labor a las seis cuerdas en un solo especialmente bonito.

El disco se cierra con “Keroseno” , otra canción muy cañera que quizás debería haber estado más arriba en el disco pero que sirve como contrapunto perfecto después de la anterior, y “Ascención” es un outro instrumental que pone punto y final al disco. De los bonus tracks destacaría “Neon Knights”, una versión de Black Sabbath (en la época con Dio) bastante bien resuelto, seguro que da juego en los directos.

Correctas me parecen “Tierra de Nadie” (versión de Barón Rojo) y el demo de la canción “Es Por Ti”, que como curiosidad están bien. Mucho más acertado es haber rescatado “Getsemani” , perteneciente al musical Jesucristo Superstar, el cual fue protagonizado en España por el propio Leo Jimenéz (mientras que la versión inglesa la realizó Ian Gillan de Deep Purple, y la primera versión en España por Camilo Sesto).

En resumen un muy buen disco de Leo Jimenéz quizás incluso superior al anterior y que posiblemente sea el mejor desde aquel lejano “Títere Con Cabeza”. Pone de manifiesto (aunque ya se sabía) por que hablamos de una de las mejores voces (o la mejor) del metal y del rock en España.