[review] Viva Belgrado – Flores, Carne

Por Cristina PG

1. Báltica
2. De Carne y Flor
3. Madreselva
4. Höstsonaten
5. Los Olivos
6. Cáncer, Capricornio
7. ~
8. La Reina Pálida
9. Osario
10. Córdoba 2014

 Grabado en Ultramarinos Costa Brava, masterizado por Víctor García y producido por Santi García y Viva Belgrado.

Los cordobeses Viva Belgrado vienen pisando fuerte en la escena nacional y es que con  Flores, Carne, su último trabajo, no han hecho más que recibir buenas críticas desde que lo publicaron íntegramente en su Bandcamp el pasado mes de noviembre.

Desde su formación en 2012 nos han ofrecido trabajos como su Demo 2012 o el EP El Inviernodonde ya podíamos notar claras influencias del post-rock de bandas como Daïtro o Envy. A pesar de ser más que obvias sus influencias de distintos géneros como son el post-rock y screamo, y de tener un sonido similar a bandas nacionales como Toundra, en este nuevo trabajo han sabido encontrar un sonido más personal. Flores, Carne fue editado por Tokyo Jupiter Records, un sello japonés que puso el ojo en ellos desde que escucharon sus primeros trabajos. Pero bueno, dejémonos de etiquetas, historias y tecnicismos, y vayamos a lo importante.

Empezamos el disco con Báltica, con un comienzo suave hasta que la instrumental se anima con un sonido fuerte de guitarras. Desde un primer momento la instrumental consigue engancharte, es cambiante y transmite por sí sola. Si a esta instrumental añadimos las letras cargadas de metáforas y sentimientos a flor de piel, tenemos una música que te deja de todo, menos indiferente. Al finalizar Báltica, enlaza con De Carne y Flor con un sonido más duro, hasta que finaliza destacando el spoken word, de una forma más tranquila. Después será el turno de Madreselva y Höstsonaten con un sonido más “oscuro”, aunque en la línea y manteniendo ese sonido tan característico de las guitarras y siempre intercalando punteos suaves entre los riffs más potentes. Es entonces cuando llegamos al ecuador del disco y nos encontramos con Los Olivos, una canción completamente instrumental y con un encanto especial. Una vez más, enlazan una canción con la siguiente, que en este caso es Cáncer, Capricornio, de la cual 3 de 4 minutos son también instrumentales.

La séptima canción es ~, en la cual el sonido se vuelve más amable, sólo vuelve a ser spoken word y una guitarra suave que pega un cambio repentino al comenzar La Reina Pálida, la que es para mí una de las mejores canciones del disco. Una vez más la instrumental del principio nos pone los dientes largos hasta que comienzan las primeras palabras con gritos que hacen que se transmitan con mucho sentimiento, y es que probablemente sea mi canción preferida por la letra en sí si intentamos dejar de un lado el sonido. Llegamos a la penúltima canción del disco y que es, en general, la que más suele gustar: Osario. Es la canción más extensa del disco, dura algo más de 5 minutos y vuelven a lograr engancharte desde los primeros punteos, acompañados una vez más por el spoken word tan característico. Es al final de la canción cuando se recitan las primeras líneas de Báltica con los mismos gritos desgarradores que te hacen sentir las letras más aún. Finalmente, con Córdoba 2014 se finaliza el disco de una forma muy suave que hace que te quedes con ganas de más, y es que los escasos 30 minutos de duración del disco saben a poco.

La mezcla de riffs potentes, música atmosférica, voz tanto desgarradora como tranquilizante y ritmos cambiantes, hacen de éste un disco dinámico que gusta escuchar. Es una mezcla homogénea de aquellos estilos y sonidos de los que beben. En resumen, han sabido encontrar un sonido más personal que les está haciendo destacar tanto dentro como fuera de la escena por la indudablemente buena calidad de este nuevo trabajo.

Flores, Carne sale a la venta oficialmente el 24 de diciembre y puedes encargarlo en CD o comprar el vinilo próximamente a través de Walking Is Still Honest Records.

Tanto dentro como fuera de España empiezan a destacar: recientemente han estado de gira por la península y parte de Francia y Suiza para presentar su Flores, Carne y, personalmente, creo que pueden llegar muy lejos.

A destacar: De Carne y Flor, La Reina Pálida, Osario