[review] Bleeding Through – Love Will Kill All, quizás el mejor trabajo de toda su discografía

Por Tallulah

Brandan Schieppati – Voz
Marta – Teclados
Brian Leppke – Guitarra
Dave Nassie – Guitarra
Scott Danough – Guitarra
Derek Youngsma – Batería
Ryan Wombacher – Bajo

Darkness, A Feeling I Know
Fade Into the Ash
End Us
Cold World
Dead Eyes
Buried
No Friends
Set Me Free
No One from No Where
Remains
Slave
Life

Este disco te hace sentir como si el tiempo se hubiese parado hace 10 años, como si el metalcore todavía fuese algo novedoso o por descubrir en sus múltiples híbridos. Bleeding Through nunca anunciaron un parón hasta mucho después de dejar de hacer cosas juntos, y ahora vuelven de la nada a reclamar su trono.

Por muy raro que parezca, las últimas referencias de la banda intentaban un cruce entre el metalcore y el black metal (no lo decimos solo por los teclados atmosféricos de Marta), pero si de algo se encarga “Love Will Kill All” es de centrarse mas en el metalcore que en bosques escandinavos. La voz de Brandan Schieppati se ha endurecido y embrutecido a niveles extremos, pero el resto sigue una especie de manual sobre como sonar exactamente a “The Truth” o “Declaration” sin ser una mera caricatura de sí mismos.

Lo que escucharás en este álbum es sobre todo confianza, una banda que se gusta a sí misma y a como suena a pensar de lo que digan los demás. Sonar tan seguro y convincente se contagia, solo hace falta escuchar piezas como “Cold War” donde Derek Youngsma no deja títere sin cabeza, pero donde el resto funciona a la perfección en su papel “vintage” si es que el término pudiese aplicarse al metalcore. Los ganchos melódicos como en “Dead Eyes” nos siguen flipando, así como los breakdowns predecibles, por eso si Bleeding Through te molaban en 2006, con este disco levantarás los puños en aprobación.

El trabajo de Leppke, Nassie y Danough no destaca en ningún momento en estas 12 canciones, pero la dureza de Bleeding Through nunca se encontró en las guitarras. Ahora, la conexión que hay entre Brendan y Marta es pura dinamita, como en la final “Life” donde Marta se pone a la altura de su musculado compañero para lograr las mismas armonías. “Love Will Kill All” es un disco que intenta demostrar dureza, lo consigue, pero también nos hace sonreir de placer en esa especie de blackened death que practican en temas como “Buried”…Cradle Of Filth cof, cof…

La producción ha conseguido que a pesar de lo moderno de todo el pack, no logre estar tan púlido como para sonar artificial, y hasta en génericas como “No Friends” tenemos que reconocer que aún saben patear traseros de una manera en la que Parkway Drive también han empezado a hacerlo. Esa mezcla de sonidos siempre ha resultado atractiva y hasta “exótica” para una banda sumergida en la burbuja del metalcore, y en este álbum demuestran que cuando quieren pueden hacer un disco tan pegadizo y enganchante como cuando todavía Soulseek era algo popular y no simplemente underground. Clichés o no dale una oportunidad a Bleeding Through en este lanzamiento…no suenan falsos, y eso ya es un gran paso. Nada original que ver, mucho por disfrutar.